30.4.15





En esta edición nos acompañan grandes talentos creadores: Mariale, Jaqui, Mauro, Fabian y Sergio. 
¡¡¡ Gracias por las ganas y la curiosidad !!!


18.2.15

TALLER LÚDICO / PRÁCTICO


Mitos y retratos de Reyes y Dioses mayas

la construcción del mito a través de sus personajes

Desde abril del 2011 el taller se ha conformado como un espacio abierto al público en general que desea conocer el imaginario maya. Es una alternativa de aprendizaje en donde los elementos teóricos e informativos son de carácter lúdico y sensorial. Combina herramientas de las artes plásticas, de la historia del arte y a partir del 2013 incursionamos en las artes del movimiento y escénicas para enriquecer la experiencia.

Proponemos una mirada integral sobre el cuerpo humano, como objeto significante e intermediario de las fuerzas naturales, nos asomamos a las historias de hombres y mujeres particulares: Los dioses, reyes y reinas mayas, quienes fueron retratados en movimiento y comunión a través del imaginario de una civilización amante de la investigación, de la observación, de la metáfora y del ritual.

*Actividades: 
Dibujo, maqueta, cerámica o porcelana fría, rompecabezas, pintura y movimiento.
Material incluido.
Al finalizar se entrega CD con lecturas, presentaciones y música. 

*Grupos reducidos: 
Mínimo 4 participantes máximo 8. 
Se inicia cada vez que se arma un grupo.

*Contacto:
(+54911)36559431

*En esta edición enfocamos en la exploración en la sonoridad y en el movimiento de la figura humana maya.



8.6.14


¡¡ Una edición excepcional !!

Nos espejamos en el hacer TEATRO, en el compartir CREANDO y en el interés por actualizar RELATOS de la antigüedad. 

Al lado de la COMPAÑÍA DEL REVÉS transitamos siete divertidos encuentros. 


La intensidad y el entusiasmo que todos ellos manifestaron me invitó, a profundizar, repensar, darle la vuelta a las actividades e imaginar éste taller como un viaje.

Esos lunes empezaban con siete colores y el resto de la semana se sentía distinto. Con la nostalgia del domingo los pienso con enorme gratitud Marco, Juan, Vale, Mati, Juan, Tomi y Vale.

¡ Vamos por más MITOS !

16.8.13



QUINTA EDICIÓN 


¡¡¡ Se ha formado un nuevo grupo !!!


A lo largo de éstos casi tres años de venir experimentando sobre las bases plásticas y de historia del arte que compusieron la primera propuesta, con cada grupo, hemos conseguido un enriquecimiento muy sustancioso del taller. Desde el dibujo con lápices de colores, la maqueta, la cerámica hasta la exploración por medio de la danza y la expresión corporal de algunas figuras del imaginario maya nos hemos asomado no solo a una civilización si no a otra manera de comprender el cuerpo y sus relaciones expresivas.

El 1º de noviembre del 2012 organizamos una ofrenda danzística con motivo del día de muertos donde, junto a Raquel Navas y Mariale Luna, compartimos la experiencia surgida de la exploración de una figura de Yum Cimil, Señor de la muerte. La iniciativa de investigar las imágenes del panteón maya a través de su movimiento sigue abierta.

Desde el 2013 he recibido invitaciones para participar como asesora de grupos teatrales que tocan temas prehispánicos, simbólicos y se asoman a los saberes ancestrales a través de sus propias poéticas. Así que el camino parece seguir abriéndose.

La idea ha sido compartir, conocer y reconocer, a través de la miradas de cada grupo de trabajo, a otro grupo humano y que su imaginario no quede cristalizado en la academia o en los arquetipos románticos. Con el fin de apropiarnos de un pedacito de antigüedad para aportar nuestro actual y propio movimiento.
_______________________________________________________

BIENVENIDOS
Informes e inscripciones
juanagabrielamebe@gmail.com
1536559431



16.7.13

20.1.13

Edición especial


Machala, Provincia del Oro, Ecuador.

28, 29 y 30 de enero 2013
Lincoln Center







Vivi, Luis, María, Guissela, Tania y Rafael



31.8.12





En abril del 2011 inicia el  taller Retratos de reyes y dioses mayas, en donde se explora una alternativa de aprendizaje que combina herramientas de las artes escénicas, la historia del arte y las artes plásticas. Propone una mirada integral sobre el cuerpo humano como objeto significante e intermediario de las fuerzas naturales. Nos asomamos a las historias de hombres y mujeres particulares, retratados en movimiento a través del imaginario de una civilización amante de la investigación, de la observación, de la metáfora y del ritual.





3.10.11

Tres, dos, uno, cero...



Los mayas fueron una de las tres civilizaciones que  desarrollaron un sistema completo de escritura. Con ella registraron cada uno de los eventos que trascendieron en el conjunto de la población y en la particularidad de sus gobernantes.

La comprensión tan aguda de lo existente fue posible gracias a otro de los logros de este fascinante grupo humano, algo que sólo ha ocurrido dos veces en la historia del mundo: la invención del número cero, es decir, la abstracción del vacío.

Pronosticaban y dictaminaban el momento propicio para ejecutar rituales, guerras, alianzas y construcciones. Su vida civil y religiosa se regía por medio del cálculo de ciclos en la vida humana, en el mundo natural y la relación de estos ciclos con sucesos astronómicos.


 
*Glifo maya de Palenque que significa cero días.
La numeración —arábiga— que usamos actualmente tiene su base en el número 10, diez es la cantidad de dedos que tenemos en las manos. La numeración maya tiene como base el número 20, veinte son los dedos de las manos y de los pies.
El universo comprendido dentro de una base numérica vigesimal y la abstracción de significados que contiene el riquísimo universo de su escritura, nos da cuenta de una amplia conciencia de la forma, el volumen, la distancia, los días, los hechos y las edades. 




29.8.11

ONCEAVA ENTREGA

ANIMALES SAGRADOS: EL MONO
Dominaba el cálculo, siendo al mismo tiempo señor del canto, la pintura y la escultura. Símbolo de humildad, la figura del mono surge dentro de la civilización Maya desde los primeros tiempos: Una importante referencia lo relaciona  con una de las historias del Popol Vuh, en la que se relata lo sucedido a los dioses gemelos Hunbatz y Hunchouén(*), quienes fueron convertidos en monos por haber tratado con soberbia  a  sus medios hermanos, Hunahpú e Ixbalanqué. Otras asociaciones lo vinculan con la figura del escriba, a quien se le confería el privilegio de registrar, calcular, administrar, interpretar y transcribir prácticamente todos los conocimientos de su época, actividades que lo reflejaban como alguien sabio y justo. De forma simultánea, el mono está asociado con el júbilo y la alegría, ya que se le muestra sonriendo y bailando.

Detalle de una vasija en la que se observa al mono escriba mientras pinta o escribe un pasaje en un códice cubierto
con una piel de jaguar. Está
ataviado con un tocado horizontal con escamas de serpiente y una flor de nenúfar. 



 
(*) Hunbatz y Hunchouén: Sus nombres hacen referencia a los vocablos  batz y chuen,
que son los mismos con los que se designaban al mono aullador y al mono araña, respectivamente.



22.8.11

DÉCIMA ENTREGA

 ANIMALES SAGRADOS: EL REPTIL



Con una extensa variedad de representaciones y significados, el reptil es quizá el animal más importante dentro del universo maya. Poseía facultades relacionadas con la preservación y equilibrio del orden cósmico en todos sus aspectos. Encarnación del origen del mundo y sus cuatro rumbos, era regente y protector de los hombres, responsable de otorgar y quitar la vida, y todo cuanto había sido creado tenía una conexión directa con él: Muestra de ello es aquella antigua creencia que aseguraba que la Tierra es una gran bestia parecida a un saurio, en cuyo lomo coexisten las montañas, los ríos y la selva con sus hombres y animales.


"Monstruo celeste,
protector y creador omnipresente.
Iguana terrestre de escamas galácticas.
Serpiente bicéfala que mora el firmamento.
Lagarto primigenio, señor del inframundo
Padre del tiempo, del Sol y la Luna.
Guardian de los hombres y de todo lo existente"



 *IMAGEN: Ixahau, la reina y señora de las visiones, invocando a la serpiente celestial.


 

17.8.11

NOVENA ENTREGA

ANIMALES SAGRADOS: EL JAGUAR

Señor de ojos redondos, representante de la noche y la oscuridad. Gobernate de la región subterránea de las sombras, así como de los cielos nocturnos. Aquél cuya piel es el cielo estrellado. Estas son algunas de las principales atribuciones y conceptos que se asociaban con el Jaguar. Simbólicamente, en el imaginario popular figura también como una deidad solar, ya que reinaba los cielos de dia, y al anochecer descendía a combatir en el inframundo, saliendo victorioso cada mañana. 
En las altas esferas poseía atribuciones de elevada jerarquía, prueba de ello es que el vocablo Balam era utilizado para designar a este animal, así como a los gobernantes y sacerdotes de la ciudad.
 

10.8.11

OCTAVA ENTREGA


ANIMALES SAGRADOS: EL AVE

.
"Yo soy el sol, soy la claridad, la luna, exclamó […] 
Grande es mi esplendor. Por mí caminarán y vencerán los hombres. 
.
Porque de plata son mis ojos, resplandecientes como piedras preciosas, como esmeraldas; 
dientes brillan como piedras finas, semejantes a la faz del cielo.
 .
Mi nariz brilla de lejos como la luna, mi trono es de plata 
y la faz de la tierra se ilumina cuando salgo frente a mi trono.
 .
Así, pues, yo soy el sol, yo soy la luna, para el linaje humano. 
Así será porque mí vista alcanza muy lejos"*
.
.
.
.
.
* Después de surgir la tierra y cuando el sol y la luna todavía no existían Vucub Caquix Siete Guacamayo (las siete estrellas de la Osa Mayor) proclama su esplendor.  Los gemelos Hunahpú e Ixbalanqué no permitieron que en presencia del Corazón del Cielo  el Ave se envaneciera de riqueza y poder. Con su derrota se marca el inicio a una nueva era. Pie de imagen: Vaso ceremonial polícromo. Hunahpú derriba a Siete Guacamayo del árbol de la vida usando una cerbatana.
.

5.8.11

Séptima entrega

IX CHEL

 

Señora de la noche, protectora durante la concepción y el alumbramiento, IX CHEL es una de las principales deidades en la civilización maya. Asociada directamente con la Luna y sus respectivos ciclos, posee una condición polifacética en el imaginario religioso: Sea una mujer joven (emulando a la luna creciente),  o con la apariencia de una anciana (durante su ciclo menguante), se le atribuyen facultades relacionadas con la medicina, la pintura, las aguas y el arcoíris, y con frecuencia se le representa cargando entre sus brazos a un conejo (símbolo lunar por excelencia).


Algunos de sus difentes nombres son:
  • Sak U´Ixik - Señora luna blanca
  • Chak Chel - Arcoiris grande
  • Ix Chebel Yax - Señora del primer pincel
  • Ix Chel - Señora resplandeciente o señora arcoiris
.
.
.
.

1.8.11

LOS CALENDARIOS

La manera en la que se afianzaba y concebía el orden en el universo era mediante leyes divinas y matemáticas. Según este imaginario religioso, las redes del universo se tejían con un patrón específico, y conocerlo les representaba la subsistencia, la abundancia y el equilibrio dentro del mundo que habitaban.

Cargador del Tiempo

Numeraron y dividieron el tiempo en ciclos y eras, basándose en la observación del clima, los movimientos celestes y los procesos biológicos de plantas y animales; este hecho originó que su vida se configurara a raíz no de uno, sino de varios calendarios, todos ellos perfectamente sincronizados entre sí.  

Dicho conjunto de calendarios estaba regido por un orden cíclico del tiempo, y no por perspectiva lineal, como ocurre actualmente. De esta manera se efectuaba la cosecha del maíz, se preveía la  época de lluvias y se presagiaban los movimientos planetarios. El orden mediante el cual se libraban batallas, se cumplían ciclos de vida, se celebraban rituales, se ofrecían sacrificios y se ejecutaban danzas. 
.
.
.

28.7.11

EL MAÍZ

Y es así como el hombre es creado a partir de la masa del maíz.  Su carne, su existencia absoluta se debe al nacimiento de aquél dios, cuyo primer latido representa el acto inaugural de la nueva era del mundo. Este hecho conmemora el pacto entre los dioses y los habitantes de la tierra, asegurando el sustento y la preservación de la raza humana.

Junab’Kú o Jun Nal Yé, dios del Maíz



.
.
.
.
.